Imagen para la entrada ''El arte de planificar el sitio.'' -Lynch.

''El arte de planificar el sitio.'' -Lynch.

Creada el 8 de octubre de 2014 a las 15:40 por andreabrunswig

Proyecto: Urban Games 2014
Tema: Urban Game 02. Ciudades
Coordinadores: abarca dacama

Valoración general

0/5 (0 votaciones)

Valoración de coordinadores

0/5 (0 votaciones)

Descripción

Mi percepción personificada sobre el texto.

EL ARTE DE PLANIFICAR EL SITIO

Éste texto plantea un problema de actualidad, una certeza visionaria y diaria que no pasa desapercibida. La disputa entre lo nuevo y lo antiguo, lo que debe y lo que no debe permanecer intacto.

¿Por qué tendemos a apreciar el patrimonio histórico de nuestras ciudades, tanto como para ni siquiera querer ver lo nuevo y moderno del momento?

Estamos cegados por una querencia hacia nuestras raíces, a obras irrepetibles, pero hay que ser consecuentes, y no todo brilla eternamente, es por ello, que el mero hecho de intervenir en el ámbito urbano de la ciudad viene planificado de antaño o debería por lo menos tener una intención lo suficientemente justificada como para que se realizasen dichos planes, proyectos,... etc.

La forma más exacta de esbozar un estado ideal urbano no consiste en desplazamientos de edificios, de transportes, de medios comunicativos,..., en ruturas en medidas drásticas sin excusa,...sino lanzarse a la calle como humanos, como quienes verdaderamente mueven la ciudad. En el relato se citan varias veces frases como:

-´´El hombre y el hábitat funcionan conjuntamente.´´ pág.11

-´´El organismo y el ambiente se interrelacionan; el entorno es tan social como físíco.´´pág.11

Es decir, no podemos desatar el vínculo tan obvio que supone la ciudad social y la ciudad física, la ciudad humana y la ciudad edificada, pero hay que actuar con astucia, y en la parte de la edificación también hay unas pautas mínimas a seguir.

-'' Emplazar es el arte de organizar el entorno físico exterior como soporte del comportamiento humano.´´ pág.12

Pautas como pueden ser [...] proporción, densidad, forma, duración, grano, estructura, ritmo, secuencia o conexión.

A la hora de realizar dichas intervenciones urbanísticas hay que haber visto mundo, tener una colección de vivencias y un abanico de experiencias tan útil como necesario. Hablamos de una ciudad se sea una infraestructura social, de una familiaridad notable y de un recurso, que es la ciudad, bien aprovechado y valorado.

Al final, la página 16, toca la cumbre del acierto. La futura obsolescencia de éste texto, pues no todo criterio es aplicable siempre puesto que no siempre se dan las mismas problemáticas. 

Como Ortega y Gasset dijo: ´´Yo soy yo y mi circunstancia´´, y esta premisa constante también es aplicable al urbanismo.

En éste mundo los clasicismos son huellas y herramientas de apoyo, las viejas usanzas en todas sus variables conforman nuestro abecedario de hoy. Para soluciones futuras no dispongo de ningún -ismo ni de ningún lenguaje escrito y sellado. Somos constante cambio, acierto o fallo. Hubo un viejo sabio que recitó: tiento y talante se conjugan con temple y aguante.

 

 


Comentarios

MartaRequena 2 de febrero de 2015 a las 11:31

Andrea me parece muy interesante esto que has escrito. El tema del reconocimiento entre lo antiguo y lo nuevo es delicado, yo creo que la clave radica en la sensibilidad y la educación de la mirada, cuando muchas de esas obras que hoy admiramos se levantaron estoy segura de que provocaron el rechazo de la población de su tiempo, como la torre Eiffel, que pasó de ser "la obra más monstruosa" calificada así por una comunidad de artistas de la época, al símbolo de un país entero. La arquitectura como cualquier arte está a menudo levantada por decisiones que van más allá del tiempo, romper con lo habitual siempre es difícil, pero si tiene unas bases sólidas como puede ser mejorar la calidad de vida de la gente de a pie, acabará teniendo sus frutos. Hoy en día se siguen construyendo casas al estilo decimonónico y algunos pasan por obras del movimiento moderno calificándolas peor que cualquier palacete barroco, cuando ambas son capas de la historia. Estoy de acuerdo contigo en que "la historia es una huella y herramienta de apoyo", así que solo nos queda actuar, si es que tenemos oportunidad, con responsabilidad e intentar construir una ciudad mejor acorde a la sociedad de hoy, al fin de al cabo "somos hijos de nuestro tiempo" :)


Accede o regístrate para comentar y puntuar la entrada.