Imagen para la entrada Desarrollo histórico de Baeza y Ronda

Desarrollo histórico de Baeza y Ronda

Creada el 5 de noviembre de 2013 a las 19:52 por Judalbiru - Amiro

Proyecto: U3_Conjuntos históricos del Reino de Granada
Tema: Lección 2. Estratos históricos.
Coordinadores: scampos avidad

Valoración general

0/5 (0 votaciones)

Valoración de coordinadores

5/5 (1 votaciones)

Descripción

Visualización del crecimiento histórico por etapas de las ciudades de Baeza y Ronda, con el fin de comprender mejor su desarrollo urbanístico.

El origen de la ciudad de Ronda es romano, gracias al cruce de 4 calzadas romanas muy importantes: Hacia Algeciras, hacia Gibraltar, hacia Sevilla y hacia Malaga, por lo que se convertia en un punto estrategico tanto para lo militares como para la economía. Este origen no es de ciudad, si no de asentamiento militar, con un castillo y un templo además de un Bosque de los Césares (Entre los caminos de Algeciras y Gibraltar) para que descansaran los animales de la caballeria.

Con la llegada de los musulmanes desaparecen todo el asentamiento y se construye encima, poniendo la Alcazaba donde antes estaba el Castillo y la mezquita donde estaba el templo. A pesar de que se construye encima, la trama de calzadas se mantiene y la ciudad se limita a la colina (protegiendose asi con el desnivel y la ventaja visual). Perimetralmente a la ciudad se desarrollaban una serie de barrios de los cuales no queda absolutamente nada, pero se sabe su ubicación gracias a escritos. La trama musulmana es tipica: enrevesada y estrecha, con un muralla que en algunos puntos llegaba a ser hasta triple.

Con la llegada de los cristianos vemos que la trama urbana se regulariza en sus ampliaciones y se respeta el casco antiguo, con la unica excepcion de que el recinto de la Alcazaba se habre y se construye en ella convirtiendo el edificio en un castillo cristiano. También se  construye un segundo puente mucho más ancho que permita la continuidad de la ciudad en su parte mas llana.

Con el Renacimiento vemos un simple crecimiento de la ciudad, donde se crea en barrio de San Francisco (Antiguo Bosque de las Cesares) y se abren vas que serviran de guía para la actualidad. 

Finalmente en el Neoclasico no encontramos nada, puesto que se llega incluso a un decrecimiento de la ciudad.

 

 

El crecimiento de Baeza ha ido sufriendo ampliaciones a lo largo de los siglos y relativamente pocos cambios en la morfología de su ciudad, aunque sí muchas renovaciones.

El primer asentamiento de la ciudad de Baeza fue romano en la zona del cerro de la Alcázar, aunque se desconoce exactamente su trazado y ubicación. Es un hecho que Baeza y sus alrededores eran una zona de gran importancia en el imperio romano- hispano, la ciudad era conocida como Vitalia, conociéndose que llegó a ser capital de provincia.

Con la creación del reinado musulmán en España sabemos que la ciudad fue sede del reino almohade. Poseía un recinto amurallado que delimitaba la ciudad, tipología urbanística propia de la cultura islámica, como se ven en muchos ejemplos de otras ciudades. Otra  característica de esta cultura es que sus ciudades se asientan sobre cerros o zonas de difícil acceso. Ya en esta época se desarrolla una red de caminos que conecta la ciudad de Baeza con las localidades mas próximas, determinando así la localización de las puertas de la muralla. El zoco de la ciudad se encontraba en el núcleo de ésta, junto con la mezquita mayor. No sólo son el centro de la medina, sino que eran el punto de encuentro de los caminos de mayor relevancia. Poseía un alcázar para defender la ciudad en el extremo sur-oeste del cerro.

Cuando la ciudad vuelve a ser gobernada por los cristianos en la edad media, el núcleo urbano se rige por parroquias. Desaparece la mezquita y en su lugar se crea la catedral de la ciudad. La ciudad crece a extramuros, siendo su crecimiento en torno a los caminos de conexión a las otras localidades.

En la época del renacimiento español la ciudad amplía su tamaño casi al doble de sus dimensiones. Es con diferencia el siglo de esplendor en Baeza. La ciudad poseerá una gran actividad comercial e industrial. La nobleza de la ciudad construirá numerosos palacios, se levantan edificios públicos y surge la universidad.  Aparecen gran número de hospitales y el crecimiento en su mayoría se desarrolla hacia el norte. Se consolidan en total cuatro barrios y se limitan los límites de la ciudad.

En el neoclásico la ciudad sufre, por el contrario, una época de desconstrucción. La ciudad deja de crecer y la población mengua sustancialmente. Es una época de decadencia.

Aunque el desarrollo de la ciudad es de forma continua a lo largo de las décadas, el trazado urbano se mantiene en esencia  sin perderse. En la ciudad actual se puede ver con relativa facilidad las tramas características de cada época que se nombró anteriormente. Aún es visible el intrincado desarrollo de calles y tramados de la antigua medina, o el desarrollo más ortogonal de las ciudades  cristianas. 

 


Comentarios

scampos 8 de noviembre de 2013 a las 14:36

bien! arrasáis..


Accede o regístrate para comentar y puntuar la entrada.